“APASIONADOS POR LA VIDA”

0
190

 

El tiempo obliga a repensar nuestro caminar por la historia. Nunca la ‘intrahistoria’ fue tan rica y enriquecedora; nunca estuvo más claro aquello de que hay vidas que pregonan tristemente la ausencia de vida, la soledad existencial. Y, al experimentar que “algo nuevo está brotando”, descubrimos que lo que surgía del trabajo, en la oscuridad y en el silencio, no podía ser otra cosa que la vida. Entre tantos decesos generados por la pandemia una cosa ha quedado clara: la vida sigue adelante para los que tienen los ojos puestos en lo que sucede. El curso 2021-2022 nos llama a vivir “APASIONADOS POR LA VIDA”. Todo acontecimiento es parte de nuestra historia, de nuestra esencia, de nuestra VIDA.

Esta constatación se realiza al compás de quienes caminan con nosotros. Nadie es ajeno a este transitar que exige un cuidado personal y particular por todos los peregrinos de la vida que añoran alcanzar la plenitud. No somos entusiastas del vivir en un trayecto;  somos, en todo momento, “apasionados por la vida”.

Este vivir “apasionados por la vida” se llama ENCUENTRO, es decir: comunidad, fraternidad, amistad… Y, como nuestras vidas están conectadas, ‘enredadas’, nos espera la vida que, entre sus muchas posibilidades, nos llevará a vivir la “operación de naVIDAd”… Dios se hace vida humana y se incorpora a nuestro caminar: imposible mayor pasión, expresada bajo el signo del abrazo, del perdón y de la paz.

Esta actitud se traduce en CUIDADO de las personas, de la vida, de sus opciones específicas y vocacionales. Por eso se nos invita a “arriesgar la vida”, quien no arriesga es un perdedor, “a cuidar la vida” del planeta, de la familia, del propio corazón…, porque Dios piensa en nosotros, “apasionados por la vida”, como bálsamo para este mundo herido por tantas contradicciones y desencuentros.

Y del abrazo a Dios y a los hermanos brota la ESPERANZA: Dios nos quiere vivos, porque Jesús vive y nuestra vida está llena de esperanza. De la mano de la esperanza, caminamos adivinando el futuro en cada huella. La vida es el origen de la vida. Eso es lo que descubren, todos los días y en todas las circunstancias, los “apasionados por la vida”. Es hora de construir puentes, de reactivar patios, de recuperar la sonrisa oculta tras infinidad de “mascarillas”, porque estamos llamados a llenar la vida de Vida.

El curso 2021-2022 se construye arrancando las hojas del calendario que, restadas al tiempo, se suman a la vida. El espacio y el tiempo serán ‘vitales’ porque, “apasionados por la vida”, se nos llena el horizonte de esperanza, de nuevas relaciones, de cuidado y preocupación por los hermanos, para que su vida sea también parte de nuestra vida.

He aquí la historia del presente curso. Vacunados contra la nostalgia y contra el pesimismo, alcanzaremos la inmunidad de grupo contra todo lo que no sea vida. Apasionados por la vida”, la vida es nuestra opción, nuestra tarea, nuestra determinación, nuestro reto: vívela, siéntela, ama, ríe, llora, juega, gana, pierde, tropieza, pero sobre todo, levántate siempre,… y sigue. ¡Vive la vida!

La entrada “APASIONADOS POR LA VIDA” se publicó primero en Inspectoría Salesiana Santiago el Mayor.